¿Cómo hacer una ofrenda día de muertos?

¿Cómo hacer un altar de día de muertos?

Una ofrenda día de muertos o altar de día de muertos, es una de las maneras de honrar la memoria de los seres queridos que se celebra entre el 31 de octubre y el 2 de noviembre regresan para convivir con sus familiares, es una forma de recordar y estar nuevamente reunidos por un espacio de tiempo cada año. Es una manera de recordar y organizar una fiesta de la vida pues nos permite saber que la vida no es la ausencia y el recordar es volver a vivir.

El origen y significado de la ofrenda día de muertos. Se remonta a épocas prehispánicas en donde al igual que ahora se permitía a los muertos regresar a convivir con sus familiares y antepasados que tuvieron una importancia en nuestras vidas, el recuerdo y la convivencia es el punto central de la festividad de día de muertos en las tradiciones mexicanas.

Los elementos que se integran en la ofrenda (altar). No tienen una regla establecida, dependiendo de la región y las influencias puede tener particularidades específicas, pero en todos los casos la decoración, flores, fotografías, comida (también frutas), velas para guiar el camino y agua entre otras bebidas. Así mismo representar los gustos de los difuntos es esencial, colocar las comidas y bebidas que les gustaban, fotografías e incluso dibujos. Es una ocasión para generar conciencia una mini ofrenda para niñas y niños en donde se explique la tradición y significancia de la ocasión.

¿Cuándo se pone la ofrenda de día de muertos?

Lo ideal es ponerla antes del 30 de octubre lo referente a los adornos y frutas, pan, etc. Todo lo que no tenga una caducidad como la comida, 2 o 3 días máximo para que esté en su máximo esplendor el 31 al 2 de noviembre y la comida el mismo día, para que la celebración de todos los santos o los pequeños difuntos (angelitos) también estén presentes.

Aquí están algunos de los elementos de una ofrenda de las más comunes que no pueden faltar y al final algunos ejemplos en fotografías.

¿Qué necesitas para hacer tu altar?

  • Una mesa, o superficie plana (incluso el piso) sobre la que construir su altar
  • Caña de azúcar para hacer un arco
  • Calaveritas de azúcar y chocolate con los nombres de los muertos y los vivos
  • Cajas o maderas para crear diferentes niveles
  • Un mantel para cubrir todos los estantes
  • Papel picado y adornos colgantes
  • Fotografías de las personas a las que se dedica el altar
  • Agua (fuente de vida) y otras bebidas para acompañar la comida
  • Flores tradicionales de cempasúchil (flor de muerto) pero pueden ser otras
  • Fruta, pan de muerto y otros alimentos
  • Velas e incienso (preferentemente copal)
  • Incluso se pueden agregar objetos de los seres queridos, su reloj favorito, etc.

 

Guía paso a paso para la ofrenda:

  1. Soportes: se crean los estantes si es que no se realizara en el piso, a manera que soporte cada uno de los elementos antes mencionados.
  2. Colocar los elementos: es recomendable siempre que se coloquen por tamaño y peso, frutas, comida y bebidas en los niveles más bajos, recuerdos y objetos en dirección ascendente y en la parte superior las fotos (estas se pueden espaciar en diferentes niveles si son varias).
  3. El agua: Ponga un vaso de agua en el altar para cada persona. Representa la vida y pureza.
  4. Velas: Para guiar el camino y que tengan luz en el camino, hay que tener cuidado de poner un plato u otro soporte con agua para evitar accidentes e incendios, formar una cruz ya sea en los diferentes niveles o en el piso es deseable por la tradición.
  5. Flores y adornos: Es tanto un elemento decorativo como aromático, se coloca un arco usando las cañas de azúcar o madera de donde podrán colgar y generar un marco vertical que de forma y volumen a la ofrenda.
  6. Comida: Frutas de temporada y pan de muerto, aquí hay espacio para todas esas delicias de la gastronomía, se deben incluir además de los platillos tradicionales los que en vida más disfrutaron nuestros seres queridos sin olvidar una cervecita o tequila si eran de su agrado para acompañar los alimentos. No hay que olvidarnos de las Calaveritas de azúcar y chocolate, para los muertos y los vivos que también tenemos que disfrutar.
  7. Incienso: Se acostumbra a quemar incienso de copal desde épocas prehispánicas, los olores y aromas guían al igual que la luz y además despejan los espíritus que pudieran estar rondando la ofrenda, esta es la creencia popular y no puede faltar, (si no hay copal puede ser otro incienso aromático de humo)
  8. Revisión general de la decoración, hay que alejarnos de nuestra ofrenda y ver las proporciones para modificar y dar los últimos toques a la decoración y la disposición de cara elemento.
  9. Seguridad, una vez se tienen todos los elementos integrados, se debe realizar una revisión de seguridad en donde se revise que el soporte no tenga demasiado peso y sea estable, que las velas no estén cercanas a materiales inflamables y tenga un recipiente debajo con agua para evitar que si una vela se derrama se incendie y lo más importante.

Lo más importante no es que sea la más grande, elaborada o llamativa, debemos recordar que el significado de la celebración de día de muertos, es la convivencia con nuestros antepasados y seres queridos, es una oportunidad de volver a vivir y no olvidarnos de ellos, somos ellos y ellos son nosotros. Feliz día de muertos en compañía de tus seres queridos.

Ejemplos en fotografías de Ofrendas de día de muertos:

ofrenda elegante altar con flores y arco en 3 nivelesAltar de día de los muertos con papel picado 3 nivelesofrenda tradicional día de muertosOfrenda con tapete de flores Ofrenda con petate y pan de muerto sencilla  Ofrenda flores calabaza y arco